Mi maldición musical

IMG_20130208_112423Después de un tiempo, he considerado que tengo alguna especie de maldición. Se trata de una maldición que arrasa con todo maestro de instrumento que me toque; me asignan maestro y nunca jamás me da clase…
¿Es eso normal?, ¡Sepa tu mamá, o la mía!. Yo sólo quiero un maestro de instrumento que no falte nunca y me exija, ¿es mucho pedir?.
En mis 9 años de violinista, al principio tenía un maestro fijo que, con el tiempo dejó de asistir a las clases y ahí comenzó todo… soy como un alma en pena que vaga por pasajes oscuros, pidiendo a gritos un maestro.
Esto ya me entristece mucho, porque ¿cómo se supone que voy a avanzar?. En el año que llevo como violista, tengo que aceptar que he puesto en acción mis dotes autodidactas. ¡Ya no voy a estar lloriqueando un maestro!. Yo puedo aprender, de algo me ha de servir tanto tiempo tocando ese chilladero del violín.
Me llamo Julia María, soy violista autodidacta y me hacen bullying… (jajajaja), es broma. Además, me agrada más mi preciosa viola que el gritón del violín.
PD: Violinistas, dejen de tener dedos de rayo y pónganse a practicar.
PD2: Esto no es una carta, ¿qué estoy haciendo?.
PD3: …¡Mejor me voy a tocar Glinka!.

Julia María del Prado

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s