Palabras al cielo: noche, amanecer, tarde y otra vez, la Luna.

Suspira entonces el manto
Oscuro del cielo nocturno
Y mi pecho taciturno
Descubre un nuevo canto.

Mi alma espera alegre
Un nuevo y blondo amanecer,
Ver al sol aparecer
Me enloquece.

Es un momento eterno
Lleno de magistrales trinos,
Sonido de alas: los pajarillos
Saludan a un día nuevo.

Extienden sus alas frescas
Como la mañana llena de rocío
Que llena a la natura de bríos
Para que luzca bella.

Es el verde en una flor,
En un árbol, en un poema,
En una canción lo que me alegra,
Me da vida: sonríe mi corazón.

Bailo al compás
De las aves que van volando
Serenas y tranquilas, van disfrutando
El aire que se cuela en sus alas.

Piso la tierra húmeda
Que es como mi hermana
En  silencio ella me ama
Y a lo lejos me saluda

Con un suave movimiento
Del aire revolviendo mi cabellera,
Me siento en una total primavera
Y caigo en su encantamiento.

Llega la tarde indecisa
Que no sabe elegir,
El cielo se comienza a dividir:
Es de noche, es de día.

Bienvenida sea la madre Luna
Que nos abraza dulce y maternal,
Nos llena con su susurro celestial
Y poco a poco nos arrulla.

Julia María del Prado

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s